,
panama economy Insight

 

Share |

La inflación promedio anual podría terminar en 6%

Junio 13, 2011

El Instituto de Estadística y Censo (INEC) informó que los precios al consumidor en el mes de mayo de 2011 han crecido 6.4% comparados con ese mismo mes del año pasado. Este es un nivel de inflación alto para Panamá, si se tiene en cuenta que este es por lo general un país de precios estables como resultado del uso del dólar. Los precios de los alimentos también muestran un aumento elevado de 6.1% en mayor de 2011 comparado con el mismo mes del año pasado.

El INEC ha estimado que la inflación acumulada de enero a mayo del presente año es de 3.5%, lo cual desde nuestro punto de vista significa que si los precios mantuvieran ese ritmo en el transcurso de los meses que restan, la inflación podría terminar en 6%.

Panamá ya ha experimentado ese tipo de inflaciones así altas en los tiempos de altos precios del petróleo, como ocurrió en 2008 cuando la inflación fue de casi 9%. De hecho, la actual inflación es debida mayormente a la escalada de los precios del petróleo, antes que debido a otros factores tales como la expansión de la demanda o el gasto público, dado que Panamá está muy lejos de ser una economía sobrecalentada, ya que aun se ve un importante desempleo, gente ocupada en el sector informal y muchos empleos de muy mala calidad. Probablemente algún impacto sobre la inflación haya provenido del aumento del ITBMS (un impuesto sobre las ventas o sobre el valor agregado), pero el grueso de la inflación actual se fundamenta en la escalada de precios del petróleo.

De acuerdo al informe del INEC, los precios al consumidor comparados contra mayo del año pasado han crecido del modo siguiente: Transporte de 14.2%; Bienes y servicios diversos de 8.2%; Vestido y calzado de 6.7%; Alimentos y bebidas de 6.1%; Muebles, equipo del hogar y mantenimiento rutinario de la casa de 4%; Salud de 3.7%; Esparcimiento, diversión y servicios de cultura de 3%; Vivienda, agua, electricidad y gas de 2.4% y Enseñanza de 1.5%.

Para mitigar el impacto del precio del petróleo en el corto plazo, el gobierno congeló el precio de la gasolina de 91 octanos (la de mayor consumo) y el diesel, ha mantenido el subsidio al tanque de gas de 30 libras y el subsidio de la energía para aquellos que consumen menos de 500 kwh por mes.

El precio del petróleo WTI cerró el 13 de junio en US$96.95 el barril. Durante mayo y junio este precio oscila hacia arriba y hacia debajo de los US$100, pero en abril había logrado superar dicha barrera, como resultado de una alta especulación en los mercado, motivado por los acontecimientos geopolíticos del medio oriente. Una vez disipada en gran medida la amenaza en esa región, ahora el precio se mueve por los fundamentos de la demanda, los cuales se encuentran bastante debilitados por la situación de las economías europeas y la desaceleración del crecimiento económico en los Estados Unidos y el reciente anuncio del presiente Obama acerca de la necesidad de ampliar el tope del endeudamiento público en ese país a fin de no caer en un doble dip (doble recesión o comportamiento económico en forma de W). A pesar de la debilidad de las economías de los países desarrollados, los mercados han establecido el precio del petróleo en un piso de US$100 el barril, de modo que difícilmente podríamos estar viendo una tendencia descendente y, por el contrario, deberíamos esperar que el precio termine el año por encima de ese nivel, a menos que la economía china truene y entonces el mundo entero se vería altamente perjudicado, incluyendo a América Latina.  

Más información en http://www.contraloria.gob.pa/inec/avance_cuadros.aspx?ID=2050     

Seminario Gestión Integral del Riesgo en Panamá, 22 de junio de 2011, Hotel Miramar Intercontinental

Vea además:  

Opinión

Blogs Latest